Bled, una postal alpina

Bled es una pequeña ciudad de apenas 12.000 habitantes situada al pie de los Alpes Julianos y a orillas del lago glacial del mismo nombre (Eslovenia). La distancia a Liubliana, la capital eslovena, es de unos 50 kilómetros.

El Lago Bled y su isla son los principales reclamos turísticos de la ciudad; las iglesias y el castillo que se asoman al lago entre la vegetación de los alrededores convierten el valle en una postal que las autoridades locales cuidan con primor.

Aunque helado en invierno, el Lago Bled se convierte en verano en destino ideal para los amantes de deportes acuáticos (hay que recordar, eso sí, que está completamente prohibido el uso de embarcaciones a motor).

Los miércoles de verano se puede llegar a Bled en un tren transalpino desde Latisana (Italia); el viaje dura algo más de cinco horas, ya que se realiza en un tren viejo tren que inauguró la línea en 1906.

No se admiten más comentarios