Políticas de Alsa: los retrasos

Hace unas semanas contaba que viajo con cierta frecuencia con Alsa, y que su curiosa política de comercialización por Internet supone un coste adicional de más de 100 euros al año para quienes utilizan sus servicios cada semana. Sigo viajando con ellos, aunque voy a la estación a comprar los billetes, que no está la cosa para muchas alegrías.

El pasado domingo, 5 de octubre, viajaba con Alsa. El trayecto era Madrid-León, y la hora de salida las 22:00, lo que supone llegar a León pasadas las 02:00 de la madrugada. El autobús salió de la Estación Sur de autobuses a las 22:31, después de tener a uno 45 pasajeros esperando más de media hora. ¿El motivo? El conductor quiso explicarlo, pero creo que solo se enteraron el cuello de su camisa y los pasajeros de las dos primeras filas.

No me parecía de recibo un retraso de más de media hora, así que, movido sobre todo por la curiosidad, he consultado www.alsa.es para conocer la política de la compañía en estos casos. La cita es literal, y las negritas son de ALSA:

RETRASOS Y CANCELACIONES

En caso de retraso o de cualquier incidencia en la realización del servicio, la empresa está obligada a mantenerle debidamente informado. En caso de que lo solicite le facilitará un justificante del retraso.

Si por causa imputable a la empresa se cancelase el servicio, Vd. tendrá derecho a la devolución del precio del billete o a viajar en otra expedición.

Para garantizar que las operaciones de embarque se realizan puntualmente, le recomendamos que se presente con al menos 15 minutos de antelación. En las paradas técnicas, deberá ajustarse a la hora indicada por el conductor para continuar el viaje.

Dicho de otro modo: si tu autobús sufre un retraso de 10 minutos, ALSA te da un justificante; si tu autobús sufre un retraso de 18 horas, ALSA… te da un justificante. No me parece de recibo que esa sea la única solución, y visto lo visto creo que seguiré investigando las políticas de una compañía de autobuses que opera en prácticamente toda España. ¿Por dónde empiezo?

5 comentarios:

  1. Yo tuve un problema con Alsa, pero fue culpa del conductor… Que se perdió!

    ¿Qué podemos hacer en casos así? En fin.

    Saludos.

  2. @ Ana: pues vaya… Creia que esas cosas no pasaban en tiempos del GPS…

  3. Si un conductor de linea se pierde es culpa de la empresa,pues tiene la obligacion de enseñar el itinerario antes de coger un bus.Un consejo,en un bus no exija al conductor que llegue a una hora porque en carretera te juegas la vida y esto muchos pasajeros no lo piensan.El horario está supeditado a incidencias del tráfico. Si se produce algún retraso la compañia debe informar a los usuarios pero sé de buena tinta que ALSA deja este trabajo a los conductores,cuando dispone de personal en taquillas para hacer este trabajo.La organizacion deja mucho que desear y en una empresa saber cual es el trabajo de cada uno es fundamental para que funcione bien.Cuando todas las quejas recaen en el mismo,sin tener la mayoria de veces culpa,al final el servicio se resiente y los viajeros lo pagan.

  4. @ exalsa: gracias por tu comentario, esta información siempre resulta útil… Sobre el retraso del que hablaba, se produjo en la estación, estuvimos más de media hora sentados, así que no puede achacarse al tráfico. En cualquier caso, y como norma general, estaría bien que algunos pasajeros entendieran que el conductor no es omnipotente, yo intentaré recordarlo
    🙂

  5. Yo he contratado el seguro (2 euros) y en un viaje que se retrasó mas de dos horas, pues no pude hacer nada, porque ni el seguro cubre eso, ni nada de nada…

No se admiten más comentarios